NUEVOS PRODUCTOS Dos destacados relojes de pulsera: Los frutos del trabajo en equipo

NUEVO LANZAMIENTO 2017

Spring Drive Calibre 9R65 tiene una reserva de carga de 72 horas. El segundero de acero azul, que presenta un atractivo contraste con la esfera blanca de acabado granulado, fue seleccionado para reflejar el cielo azul que se expande sobre la cordillera. Los marcadores de hora en las posiciones de las 12, 6 y 9 en punto tienen forma de cuña para una impresión de fortaleza. El indicador de reserva de carga también le aporta un toque de elegancia. La caja de 41,0 mm está fabricada en titanio de alta intensidad.

Esta pieza maestra hi-beat 36000 es la perfecta expresión del estilo de Grand Seiko. La caja tiene un acabado en espejo que no sufre deformaciones. La delicada esfera hace que tanto las manecillas como el calendario sean más legibles. La manecilla azul GMT se destaca claramente y ofrece una función de horario dual. De cuerda automática, tiene una reserva de carga de 55 horas. La caja de 40,0 mm está fabricada en acero inoxidable.

La filosofía de Suwa Seikosha siempre tuvo en su esencia la innovación, y su persecución de la alta precisión en relojes de pulsera se vio acelerada cuando la estrategia corporativa de diversificación en electrónica avanzada tomó impulso en las décadas de 1980 y 1990, un desarrollo que se vería reflejado en el cambio del nombre de la compañía a Seiko Epson. Un claro ejemplo fue la tecnología Spring Drive, perfeccionada en 1999 y que desde 2004 ha sido usada en exclusiva en Grand Seiko.
Spring Drive fue un destacado logro, que necesitó de avances en la fabricación relojera tanto tradicional como electrónica que solo el equipo de Suwa podría lograr. Esta fue un tributo a la seria y perseverante naturaleza de las gentes de la región de Shinshu. No es de extrañar que ellos quisieran incorporar el orgullo de Shinshu en la esfera.

El plan original de Seiko Instruments para fabricar una “esfera Monte Iwate” fue concebido en 1996. Pero la idea se detendría a causa del lanzamiento del Grand Seiko mecánico 9S en 1998. Esta esfera se hizo instantáneamente popular y llegó a ser usada en modelos emblemáticos tales como el primer reloj Grand Seiko de mecanismo mecánico, que tenía una reserva de carga de 3 días.

Como ambas esferas necesitan para su fabricación considerable habilidad técnica y un largo periodo de tiempo, estas están reservadas para los relojes Grand Seiko especiales. Pero sus peculiares y detallados diseños ofrecen una mirada a la historia de Grand Seiko, que tomó forma gracias a las diferentes culturas de dos fábricas y a la rivalidad amistosa entre estas. Gran Seiko es un reloj que representa las firmes creencias de sus creadores y su orgullo por sus orígenes.

Grand Seiko SBGA201G Grand Seiko SBGA201G

La filosofía de Suwa Seikosha siempre tuvo en su esencia la innovación, y su persecución de la alta precisión en relojes de pulsera se vio acelerada cuando la estrategia corporativa de diversificación en electrónica avanzada tomó impulso en las décadas de 1980 y 1990, un desarrollo que se vería reflejado en el cambio del nombre de la compañía a Seiko Epson. Un claro ejemplo fue la tecnología Spring Drive, perfeccionada en 1999 y que desde 2004 ha sido usada en exclusiva en Grand Seiko.
Spring Drive fue un destacado logro, que necesitó de avances en la fabricación relojera tanto tradicional como electrónica que solo el equipo de Suwa podría lograr. Esta fue un tributo a la seria y perseverante naturaleza de las gentes de la región de Shinshu. No es de extrañar que ellos quisieran incorporar el orgullo de Shinshu en la esfera.

El plan original de Seiko Instruments para fabricar una “esfera Monte Iwate” fue concebido en 1996. Pero la idea se detendría a causa del lanzamiento del Grand Seiko mecánico 9S en 1998. Esta esfera se hizo instantáneamente popular y llegó a ser usada en modelos emblemáticos tales como el primer reloj Grand Seiko de mecanismo mecánico, que tenía una reserva de carga de 3 días.

Como ambas esferas necesitan para su fabricación considerable habilidad técnica y un largo periodo de tiempo, estas están reservadas para los relojes Grand Seiko especiales. Pero sus peculiares y detallados diseños ofrecen una mirada a la historia de Grand Seiko, que tomó forma gracias a las diferentes culturas de dos fábricas y a la rivalidad amistosa entre estas. Gran Seiko es un reloj que representa las firmes creencias de sus creadores y su orgullo por sus orígenes.