Perfección Perfección en cada detalle

El equipo del Micro Artist Studio había creado un nuevo calibre que llevaba cronometraje de Grand Seiko a un nuevo nivel. Luego, determinaron que el reloj que lo alojase debería ser de igual de excepcional en su diseño, acabado y en los materiales utilizados para la caja.

Se seleccionó el platino 950, pero con un aumentó en su densidad y resistencia a las rayas mediante al forjar el metal en frío. La caja porta una superficie libre de distorsiones ogrado a través del pulido Zaratsu, y su esfera cuenta con la singular textura de “polvo de diamante” similar a los cristales de nieve que se forman durante el invierno en las cordilleras de las montañas que rodean el Micro Artist Studio.

La esfera cuenta con un diámetro más grande que en otros relojes Grand Seiko y su segundero tiene una longitud completa de 16,5 mm. Al igual que los marcadores de hora, las manecillas han sido pulidas para mantener un afilado estilo navaja para que incluso los más tenues rayos de luz formen un brillo de calidad, el cual es otra característica esencial de Grand Seiko.

Se seleccionó el platino 950, pero con un aumentó en su densidad y resistencia a las rayas mediante al forjar el metal en frío. La caja porta una superficie libre de distorsiones ogrado a través del pulido Zaratsu, y su esfera cuenta con la singular textura de “polvo de diamante” similar a los cristales de nieve que se forman durante el invierno en las cordilleras de las montañas que rodean el Micro Artist Studio.

La esfera cuenta con un diámetro más grande que en otros relojes Grand Seiko y su segundero tiene una longitud completa de 16,5 mm. Al igual que los marcadores de hora, las manecillas han sido pulidas para mantener un afilado estilo navaja para que incluso los más tenues rayos de luz formen un brillo de calidad, el cual es otra característica esencial de Grand Seiko.

Leer más

Los marcadores en corte de diamante y las manecillas brillan incluso en condiciones de poca luz gracias al pulido en cada borde.

El segundero tiene una longitud de 16,5 mm que se extiende hasta el borde de la esfera. La alta torsión de Spring Drive hace que esto sea posible.

Solo el pulido Zaratsu hace posible la creación de líneas tan precisamente moldeadas y libres de distorsiones que converjan en la punta de cada asa. Para lograr este acabado, toma diez veces más tiempo que para cualquier otro reloj.